>

La clave del éxito

"El equipo es tan bueno como lo son los suplentes" manifiestan algunos eruditos del "deporte más hermoso del mundo" como dice el gran Luis Omar Tapia. Mario Saralegui parece pensar lo mísmo porque fué lo que pregonó desde su llegada a Peñarol; "los partidos los definen ustedes" fueron palabras que mencionó Marito en el programa K-Pos haciendo referencia a los que arrancan en el banco. El mantener motivados a los jugadores aunque no jueguen es una de las tareas más difíciles que encara un DT y el nuestro, lo supo hacer bien. Los hechos hablan por sí sólos: Pacheco arrancó el ciclo Saralegui desde el banco y volvió para jugar como nunca, Franco, titular indiscutido hace 4 meses, también arrancó de suplente y salvo el partido con Progreso nunca fue titular, sin embargo convirtió goles importantes para lograr el Clausura (Tacuarembó y la final con River). Marcel Román, no jugó como titular desde el partido con Defensor hasta el último del torneo contra Rampla Jrs y al argentino Manrique le tocó entrar contra los tuertos faltando 10 minutos con dos hombres menos, jugó contra Cerro, no volvió hasta el partido contra los picapiedras y jugó una tremenda final con muy pocos minutos en su haber. Maxi Arias, entró para un clásico y brilló sin haber jugado más de 90 minutos en la era Saralegui.
Ésto demuestra que un plantel con diferencias no anda, sólo basta con volver al año 2004 cuando Peñarol lo sufrió bajo la conducción de Diego Aguirre o el Brasil del '98 en el cual los jugadores se prohibían festejar goles hechos por uno del "otro bando".
La clave del éxito en el fútbol de hoy, parece estar en el banco de suplentes, donde nadie la espera...

3 comentarios:

fake lottery tickets dijo...

It could challenge the ideas of the people who visit your blog.

online gambling dijo...

Thanks to the owner of this blog. Ive enjoyed reading this topic.

Patomanya10 dijo...

Coincido totalmente Fede.
Que un plantel de mas de 25 jugadores sean decisivos todos con exepción de 3 o 4 es impresionante.
Saludos.